Saltar al contenido

Neandertales en Gibraltar

A pesar de su pequeño tamaño, en el peñón de Gibraltar posee numerosas cuevas y grutas en las que se han encontrado importantes evidencias de la presencia de neandertales en la zona.

Yacimientos Neandertales en Gibraltar

Cantera de Forbes

Se trata de una cantera de piedra caliza situada en una cueva en donde a mediados del siglo XIX. En ella se encontró un cráneo incompleto fuera de contexto. Dicho cráneo no era muy grande pero sí grueso y sus dimensiones estarían entorno a los 1230-1250 cm3.

La cara de este individuo sería ancha y muchas de las características del cráneo son propias de la de un neandertal, si bien es cierto que algunos de sus rasgos hacen dudar, por lo que los investigadores piensan que podría tratarse de un ejemplar de los neandertales más antiguos, posiblemente una mujer.

La cueva de Gorham

En realidad se trata de un conjunto de varias cuevas situadas al nivel del mar. La cueva fue descubierta a comienzos del siglo XX, pero las primeras excavaciones arqueológicas no se realizaron hasta la década de los 40. Gracias a estos trabajos se pudo determinar que el sitio fue habitado por neandertales durante un período de tiempo muy extenso que se extendió hasta hace unos 30.000 años o incluso menos, por lo que nos encontraríamos ante algunos de los últimos neandertales de la historia.

Pero el descubrimiento más importante se produjo hace solo unos años, cuando un equipo internacional encontró el grabado de la palma de una mano. Un hecho insólito, pues hasta entonces se pensaba que cualquier tipo de expresión artística representada por pinturas o grabados era propia de los homo sapiens.

Devil’s Tower o Torre del Diablo

Se trata de una pequeña cueva en la parte norte de Gibraltar en donde la investigadora de la Universidad de Cambridge, D. Garrod encontró un cráneo infantil y una mandíbula que conservaban varios dientes, asociados a niveles musterienses, en el transcurso de una excavación arqueológica en 1928.

En un primer momento se pensó que los huesos pertenecían a un niño neandertal de 5 años, aunque hoy en día se rebaja esa edad hasta los 4 años. A pesar de que se trata de un individuo de corta edad y el cráneo todavía no había alcanzado su desarrollo completo, presenta características similares a las de otros niños neandertales.

Cueva Genista

En realidad se trata de un conjunto de cuevas en el sur de Gibraltar. En una de ellas se encontraron los huesos de rinoceronte, un cuchillo de sílex y una pieza dental que todavía no había salido y pertenecería a un niño de unos 5 o 6 años. Aunque podría tratarse del diente de un neandertal se tienen serias dudas sobre esto.

Conclusiones de la presencia de neandertales en Gibraltar

Los datos obtenidos hasta ahora en el peñón de Gibraltar dejan claro que probablemente se trate del último lugar en el que habitaron los neandertales. La explicación a por qué fue este lugar y no otro es difícil, pero no debe descartarse que, viéndose presionados cada vez más por los sapiens  o debido a variaciones climáticas, al final terminasen arrinconados en el sur de la Península Ibérica hasta que desaparecieron.

Por último, recientemente se descubrió en una duna de Gibraltar unas huellas fosilizadas de ciervo y elefante. Entre ellas una huella alargada de 5 dedos, con el pulgar separado del siguiente, de 17 cm de largo que fue interpretada como la de un homínido adolescente que mediría alrededor de 1,30 m. Si tenemos en cuenta que los restos óseos y líticos de la zona pertenecen a neandertales, es lógico que pensar que esta sería la huella de un individuo de la misma especie.

Fuentes y referencias: